¿Cuál es la opción de renting más apropiada para tu empresa?

En el mercado actual, podemos encontrar muchos tipos de renting para la empresa y eso nos hace plantearnos qué es lo realmente importante, si el tamaño de la empresa o el renting que tengamos contratado. Sin lugar a dudas, la clave se encuentra en el tiempo en el que se va a hacer uso del vehículo. Por ello, veremos las diferentes fórmulas y ventajas para decidir cuál interesa más.

Renting a plazo fijo

Cuando en la empresa se posee la certeza de que los vehículos se van a utilizar más de dos años, la mejor opción es el renting fijo.

El renting fijo es más flexible, en la actualidad, y se adapta mejor a las pymes, ya que aporta una gran cantidad de ventajas:

– Control

Los contratos de este tipo de renting suelen tener una duración de 4 años, en los que los clientes pueden disfrutar de un elegante vehículo por una cuota fija. De esta manera, se consigue llevar un control perfecto de los gastos a medio y largo plazo.

– Comodidad

Durante la duración del contrato, el proveedor se ocupará de todos los asuntos relacionados con el concesionario, el ayuntamiento, la DGT y los talleres.

Contaremos, además, con un software que nos permitirá realizar otro tipo de gestiones, como el control del consumo de combustible.

– Novedad

Los vehículos que se ofrecen a los clientes son selectos y se caracterizan siempre por la tecnología, seguridad y eficiencia.

Finalmente, al comparar entre las diferentes opciones, tendremos que tener en cuenta el coste de la financiación del automóvil en propiedad (incluyendo el precio de compra). Si estudiamos todos estos aspectos, veremos con exactitud si la opción del renting es rentable para nuestras empresas. Seguro que llegarás a la misma conclusión que nosotros.

Renting flexible

Una vez que ya hemos adquirido los conocimientos necesarios para reconocer lo que es un renting fijo y lo que incluye, solo queda conocer qué es un renting flexible.

Las necesidades de movilidad pueden cambiar a lo largo de los días y podemos necesitar un vehículo en cualquier momento. Por esta razón, el renting flexible Reflex ofrece la opción de elegir entre diferentes tipos de vehículos: turismos, pick ups, todoterrenos… Y lo mejor de este tipo de renting es que podemos devolver el vehículo en cualquier momento y sin que nos penalicen.

Lo que no incluye el renting

– Repostajes

En ocasiones, se ofrece un servicio añadido que permite la contratación de tarjetas de combustible o limpieza del vehículo, las posibles multas y algún que otro daño. Todas las coberturas y obligaciones quedarán reflejadas en el contrato firmado por ambas partes.

¿En qué se diferencia el renting del leasing?

En el leasing, la entidad financiera es la que adquiere el vehículo y se lo alquila al cliente a través de una serie de cuotas mensuales fijas (cabe destacar que esta opción abarca la vida útil del automóvil).

En el renting, la compañía financiera alquila el coche al cliente por un pago fijo establecido al mes. Una vez finalice el contrato, tendremos opción de cambiar el vehículo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *